Alrededor del 70% de las mujeres embarazadas, padecen algún tipo de trastorno o dificultad en el sueño. Tanto la calidad como la duración del sueño se modifican durante el embarazo, debido a los importantes cambios hormonales, fisiológicos, psíquicos y conductuales que acontecen en este periodo.

Uno de los riesgos que pueden presentarse respecto al sueño durante el embarazo es la "Apnea del Sueño"; un trastorno respiratorio que consiste en una pausa mínima de 10 a 40 segundos sin respirar de manera involuntaria. Esta situación trae como consecuencia arritmias, ahogos, inquietud e interrupciones del sueño (durante este tiempo, el cerebro "se activa", para volver a respirar, con lo cual existe una señal neurovegetativa que eleva de manera súbita y potente la presión arterial), estos episodios pueden darse aislados o hasta cientos de veces, y desencadenar hipertensión y preeclampsia en el embarazo.

La aparición de "Apnea del Sueño", se ve favorecida por los cambios hormonales en el embarazo; la progesterona aumenta la inflamación en la garganta y los estrógenos contribuyen a la relajación de las vías circulatorias. Debido al estrechamiento de una pequeña área en la garganta y músculos en la parte superior de las vías respiratorias superiores, la respiración puede detenerse por algún tiempo.

Signos:

1) Ronquidos
2) Sueño durante el día, quedarse dormida rápidamente durante los momentos de descanso.
3) Dolor de cabeza
4) Problemas de memoria y concentración
5) Irritabilidad o depresión, alteración en el estado de ánimo o la personalidad.
6) Despertarse frecuentemente para orinar
7) Sequedad de boca o garganta al despertar

Consecuencias de la apnea del sueño en la madre y su bebé:

Riesgo cardiovascular y metabólico para el feto.
Preeclampsia y Bajo peso al nacimiento
Disminución grave de los movimientos fetales durante la noche
Las mujeres que duermen menos de 6hs al día, tienen riesgo de trabajo de parto prolongado y son más propensas a cesárea.

Factores de Riesgo:

Sobrepeso, obesidad.
Diabetes Gestacional.

La apnea del sueño, sin tratamiento durante el embarazo, ha sido asociado a mayor riesgo de hipertensión, preeclampsia, parto prematuro y bajo peso al nacimiento, así como bajo test de Apgar. (estudio que valora el bienestar del bebé al nacer).

La apnea del sueño en embarazo, es uno de los trastornos que si se diagnostican a tiempo, pueden ser tratados de manera 100% segura mediante CPAP y terapias orales sin ningún efecto que altere la salud y el bienestar de la mamá y su bebé.

Contacto

(*)
Introduce tu nombre

(*)
Introduce tu teléfono

(*)
Introduce tu correo

(*)
Introduce semanas de embarazo

Invalid Input